datachaco.com ->

Data Chaco Data Chaco

El consumo de la carne llegó a su mínimo histórico

Los argentinos comen apenas 46,5 kilos por habitante por año. Mientras, los precios siguen en alza: aumentó más del 6% sólo en mayo. El pollo también subió, casi 70% en el año.

Actualidad 30 de mayo de 2022
media res carne vaca
media res carne vaca

Con los datos provisorios del Censo 2022, que marcó que hay 47,3 millones de personas en la Argentina, la Cámara de la Industria y Comercio de Carnes y Derivados de la República Argentina (CICCRA) actualizó su base de cálculo, y determinó que los argentinos actualmente estarían consumiendo apenas 46,5 kilos de carne por habitante por año, cuando antes del Censo Nacional el consumo era de 47,4 kilos. Esta nueva cifra es la más baja en la historia y marca un retroceso de alrededor del 30% en 15 años.

Uno de los factores clave en la caída del consumo es el precio. Según el último relevamiento de LCG, la carne vacuna fue uno de los productos que más aumentaron en la canasta básica durante mayo, con subas de alrededor del 6,4%. De confirmarse estos valores, la suba interanual del precio del producto en el mercado interno alcanza el 70%.

Así, sucede que a pesar del acuerdo de precios entre el Gobierno nacional y los frigoríficos exportadores, actualmente un kilo de carne de pulpa difícilmente baje de los $800 / $1.000 en promedio en las góndolas.

De esta manera, mientras hay poca disponibilidad de hacienda en el mercado, crecen fuerte los costos de producción y los precios de la hacienda en pie habrían llegado a un techo, los bolsillos de los consumidores ya no pueden soportar más subas y eso se refleja en la caída del consumo en los hogares, según publicó Ámbito.

Además, como los precios de la carne vacuna vienen en aumento desde hace bastante tiempo, los argentinos sustituyeron su consumo por otros productos más económicos como el pollo y el cerdo. Sin embargo, en ambos casos también vienen mostrando alzas más que considerables. Por ejemplo, en abril pasado la carne de pollo subió más del 10% y en la comparación interanual el incremento fue de casi el 69%.

Así las cosas, comer carne es cada vez más caro y eso se hace sentir en la dieta de los argentinos.

Te puede interesar

La más leídas

Noticias en tu e-mail