Datachaco Datachaco

¡Con los jubilados no Gustavo!

Por Elena Beatriz Zabala.

Opinión 14 de julio de 2021
Jubilados_municipales_resistencia(1)

Por Elena Beatriz Zabala.

No se puede entender que a 20 meses de hacerse cargo del Municipio de la ciudad de Resistencia, Gustavo Martínez, lo maneje como si fuera un patrón de estancia. Y lo más llamativo es que nadie le ponga el cascabel al gato.

Es también vergonzoso que existiendo un Sindicato de Empleados Municipales para definir las pautas salariales, se continúe con una práctica inconstitucional, ya que se reúnen con pesudos gremialistas, sin representación legitima de toda la clase obrera, que al ponerse a favor del intendente y en contra de los derechos de los trabajadores municipales, es muy fácil negociar, o sencillamente en ese acuerdo inmoral hay gato encerrado, que desconocemos y genera grandes interrogantes.

Los jubilados, pensionados y retirados municipales y de la Caja Municipal, no aceptamos el vuelto, la migaja engañosa qué nos dieron en junio, considerado por la patronal y sus adeptos funcionales como un aumento salarial, que no es más que un beneficio mal llamado permanencia en el cargo, un engendro que, para que podamos cobrar los jubilados, nos descuentan (según ley 3100) en 120 cuotas, como aporte jubilatorio.

Esto ¿en qué se encuadra?

¿Dónde están los responsables del pueblo y el de los trabajadores?

Nuestros representantes del Pueblo, ¿quiénes nos defienden?

Esta dádiva qué hemos cobrado, después de 20 meses de sueldos congelados, devaluados, significa menos de un 30%, es decir, que ni siquiera se acerca al más de 60% de inflación producida en un mismo periodo, que además vale aclarar que son cifras en negro, que en poco tiempo, no servirá ni para comprar 1 kilo de azúcar, al estar fuera del sueldo básico, en contra de la Constitución, del estatuto del empleado municipal, de la Carta Orgánica Municipal.

Nos preguntamos, ¿para qué están los representantes del pueblo, para qué están los concejales? Salvando la gestión y la actitud de dos concejales que supieron entender y comprender nuestro reclamo, nuestra realidad apremiante.

¿O es que también hay gato encerrado en todo esto?

No será que el estanciero los tiene amenazados; no cooperan; no cobran sus beneficios, o hay algo más.

¿Están muy callados?

Es muy angustiante lo que estamos pasando, con una inflación de más del 60% en este período, con una cruel pandemia, con una pobreza cercana al 50% y con personas de alto riesgo, con una obra social desfinanciada, saqueada; necesitamos en forma urgente que se tome conocimiento de esta situación y se le dé una solución definitiva.

Los jubilados municipales no pararemos hasta qué se respeten nuestros derechos y nos den los aumentos que nos corresponde y que logremos el 82% móvil, como corresponde.

Hasta que las fuerzas nos abandonen, seguiremos en la lucha.

Con los jubilados NO Gustavo.

Te puede interesar

La más leídas

Noticias en tu e-mail