Claro 10ºC
76%
  Versión básica  
Seguinos
Economía 30/07/2012
Después de dos meses más tranquilos

Volvieron a recalentarse los precios en julio: alza de 2%
A la cabeza de la suba estuvieron los alimentos y los rubros vinculados con las vacaciones de invierno. El dólar tendría algo de responsabilidad.

1 imagen [Click para ampliar]
Compartí esta Nota

La economía se enfría y la inflación se calienta. En el mes que está terminando, la inflación volvió a registrar un incremento de cerca del 2%, después de tomarse un pequeño respiro en mayo y en junio, y los analistas privados alertan que el segundo semestre llega con una aceleración del costo de vida.

De la mano de los aumentos en alimentos -hace dos semanas la Secretaría de Comercio Interior autorizó subas para más de cien artículos de la canasta básica- y en el rubro esparcimiento, la inflación volvió a dar señales de que el freno de los últimos meses respondió más que nada a un factor estacional -tradicionalmente el segundo trimestre del año muestra una desaceleración en el ritmo de aumento de los precios-. Y en los primeros siete meses del año, el costo de vida ya acumula una suba cercana al 14%, lo que convierte a la Argentina en el país con mayor inflación de América del Sur, desplazando a la Venezuela de Hugo Chávez.

"Esperamos que la inflación del Congreso termine el año por encima de 2011, con un promedio en torno al 2% mensual y una suba cercana al 27,5 por ciento. El panorama es más preocupante porque una aceleración de la inflación siempre es más notoria si se da junto con una caída de la actividad", explicó Milagros Gismondi, economista del estudio Orlando J. Ferreres.

"A pesar de la desaceleración económica, la inflación crece a mayor ritmo que en 2011. Según el índice de precios que releva el Congreso, los primeros seis meses del año muestran un aumento de precios del 12%, que, anualizado, alcanzaría un 25%, lo que implica una aceleración de más de 2 puntos porcentuales respecto del mismo período del año pasado", coincide Mario Sotuyo, economista de la consultora Economía & Regiones, que lidera Rogelio Frigerio.

Escenario complicado

Los analistas privados sostienen que, a diferencia de lo que pasó en 2009 -cuando el freno de la economía ayudó a contener los precios-, en este año no se puede descartar un escenario de recesión con alta inflación.

"Comúnmente se piensa que la inflación tiende a ceder cuando se enfría la economía y empieza a caer la demanda, pero la Argentina ya tiene varios antecedentes de procesos de alta inflación, e incluso de hiperinflación, con recesión", señaló Aldo Abram, director de la Fundación Libertad y Progreso.

"El problema es que, a pesar de que la actividad da cada vez más señales de estancamiento, el Banco Central continúa con un ritmo muy fuerte de emisión para satisfacer las necesidades del Tesoro nacional y de las provincias. En este contexto, hacia fin de año proyectamos que vamos a estar como mínimo en una inflación en torno al 26% anual, contra el 24 por ciento de 2011", explicó el economista.

Efecto dólar

Los expertos además advierten que, en este contexto de aceleración de la inflación, el cepo al dólar termina echando más leña al fuego.

"Las restricciones en el mercado cambiario atentan contra la utilidad del peso como reserva de valor, con lo cual terminan generando que la gente busque desprenderse de sus pesos, realimentando así a la inflación", explicó Abram.

Gismondi también alerta sobre el impacto del tipo de cambio paralelo en la economía. "El dólar blue es un precio más del mercado que está subiendo. Si bien es un mercado muy chico, tiene un impacto en la economía más que nada por el lado de las expectativas. El efecto no es vía costos, sino a través de algunos contratos que históricamente se pactaron en dólares y que ahora, si bien se pesificaron, lo están haciendo al tipo de cambio paralelo. Además, hay algunas empresas que también están mirando el blue a la hora de calcular los costos de reposición de productos importados. El problema con las expectativas es cuando todo el mundo intenta protegerse y anticiparse a una devaluación", advierte la economista.

En Economía & Regiones, también alertan sobre el manejo de las expectativas. "A medida que sube el dólar blue, se generan más expectativas de devaluación y crece la presión para que se actualicen los precios de algunos productos, en especial aquellos que tienen mayor poder de negociación", sostiene Sotuyo.

Cifras clave

25/27%

Anual

Sería la inflación acumulada en todo el año 2012, de acuerdo con las estimaciones de consultoras privadas que releva un grupo de diputados de la oposición. No se descarta que convivan alta inflación con recesión económica.

14%

Acumulado

Es la inflación sumada en los primeros siete meses del año, lo que ubica a la Argentina como el país líder en el ranking regional en materia de aumentos de precios. (Fuente: La Nación).